domingo, 29 de abril de 2012

Biografía de Francisco Bolognesi

0



Francisco Bolognesi Cervantes (* Lima, Virreinato del Perú, 4 de noviembre de 1816 - † Arica, 7 de junio de 1880) fue un militar peruano que participó defendiendo a su país en la Guerra con Chile. Es considerado Héroe Nacional del Perú y fue declarado Patrono del Ejército del Perú por el gobierno del Perú el 2 de enero de 1951 (Orden General del Ejército de 1959) y fue elevado al grado de Gran Mariscal del Perú por Ley Nº 25128 del 30 de noviembre de 19891 . Además de militar, fue comerciante y gobernador del Callao.


Hijo de Andrés Bolognesi, natural de Génova, y de Juana Cervantes, oriunda de Arequipa, fue su padrino el marqués de Montamira, caballero de la Gran Cruz Colorada. Realizó sus estudios primarios en Arequipa. En 1830, ingresó al Seminario Conciliar de San Jerónimo, donde estudió secundaria, sobresaliendo en el curso de matemáticas.


Desde muy joven, a la muerte de su padre (ocurrida el 27 de agosto de 1834), trabajó en El Comercio de Arequipa. Estudió contabilidad y llegó a dominar el francés. A los 24 años se dedicó a los negocios de manera independiente, pero su principal interés se centraba en la vida política del país, que por aquel entonces atravesaba una etapa de anarquía.


En 1853, con el grado de teniente coronel, fue designado ayudante del Estado Mayor General de la división de Arequipa, y posteriormente, el 28 de junio de 1854, fue nombrado comisario de guerra. Participó en varias batallas libradas en Ayacucho, Arequipa, Cusco y otros lugares. El 18 de abril de 1856, pasó a servir en la Inspección General del Ejército en Lima.


El 14 de noviembre de ese año fue nombrado edecán de campo del presidente de la República, el mariscal Ramón Castilla. En abril de 1857 empezó a ejercer el mando como artillero y el 7 de marzo del año siguiente fue ascendido al grado de coronel efectivo, por acción distinguida. En la campaña contra el Ecuador de 1860 participó como jefe de artillería..

Seguir Leyendo

viernes, 20 de abril de 2012

Biografía de Gianella Neyra

0




Gianella Karina Neyra Magagna (nacida en Camaná, Arequipa; 3 de mayo de 1977) es una actriz, modelo y presentadora de televisión peruana. Ha protagonizado varias telenovelas, incluyendo Girasoles para Lucía, Los exitosos Gomes, Lalola y la venezolano-peruana Bésame tonto. Además, fue parte de la serie Mi problema con las mujeres, que fue nominada a los Premios Emmy Internacional en la categoría Mejor comedia.


Gianella Neyra es hija del ex futbolista Jesús "Cachucho" Neyra y de Giannina Magagna Sicheri. Estudió en el Colegio de los Sagrados Corazones Belén en San Isidro. En sus últimos años de secundaria, estudió en el instituto Frieda Holler y se inició como modelo en diferentes comerciales; posteriormente estudió teatro en el Instituto Lee Strasberg de Nueva York.


Se hizo conocida en la década de los noventas protagonizando las telenovelas Malicia, Obsesión, Escándalo y Girasoles para Lucía. En 1999 debutó en el cine con la película Coraje del director Alberto Durant.


Neyra en 1999
En 2000 participó en Amantes de Luna Llena y María Rosa, búscame una esposa; al siguiente año viajó a Argentina para protagonizar Yago, pasión morena, telenovela de Telefe.


En el 2003 protagonizó junto a Segundo Cernadas y Renato Rossini Bésame Tonto serie grabada en Perú para Venevisión.


En 2004 protagonizó la novela argentina Culpable de este amor y participó en la película Doble juego de Alberto Durant; ese mismo año se casó con el actor argentino Segundo Cernadas, con quien tiene un hijo llamado Salvador. Al año siguiente participó en la serie ¿Quién es el jefe?.


En 2006 participó en la serie peruana que fue nominada a los Premios Emmy internacional: Mi problema con las mujeres, y al año siguiente en la serie argentina El Capo. A finales del mismo conduce El sofá por el canal Visión 20.


En 2010 regresó al Perú para protagonizar Los exitosos Gomes de Frecuencia Latina; y regresó al teatro con la obra Escena II: La mujer del idiota, y en el musical La Jaula de las locas bajo la dirección de Juan Carlos Fisher. En 2011 protagonizó la telenovela de Lalola junto a Christian Rivero.


De enero a abril de 2012 protagonizó la comedia romántica El próximo año, a la misma hora (Same Time, Next Year de Bernard Slade) como Doris, junto a Diego Bertie y bajo la dirección de Osvaldo Cattone.4 A inicios del mismo empieza a conducir junto a Almendra Gomelsky y Rebeca Escribens el late show Casi perfectas por ATV+.



referencias
http://es.wikipedia.org/wiki/Gianella_Neyra
http://www.blogger-index.com/feed138828.html
http://regnonovelas.altervista.org/phpbb/viewtopic.php?f=466&t=11998

Seguir Leyendo

lunes, 9 de abril de 2012

Biografía de Pedro Bonifacio Palacios

0


Pedro Bonifacio Palacios (San Justo, Argentina, 13 de mayo de 1854 - La Plata, Argentina, 28 de febrero de 1917), conocido también por el seudónimo de Almafuerte, fue un maestro y poeta argentino.


Su vocación de maestro , le llevó a los 16 años a dirigir una escuelita en el pueblo de Chacabuco (en esta localidad, tuvo la oportunidad de conocer a Sarmiento, en 1884), y más tarde en Trenque Lauquen. Sin título oficial, y con métodos muy personales, impartía una enseñanza que por sobre todo abría un panorama espiritual en sus alumnos.


Fue docente durante la presidencia de Sarmiento.


Por razones personales debió abandonar la docencia, y se trasladó a Buenos Aires primero y luego a la Plata, para dirigir y colaborar en periódicos de la época. Aunque circunstancial, su labor periodística fue intensa y de lucha, transmitiendo su espíritu a la juventud que participó en los hechos revolucionarios de la última década del siglo XIX.


Para este entonces, eran muchos los diarios que recogían artículos y versos de Almafuerte (algunos publicados con otros seudónimos, ya que utilizó varios en su acción periodística).


Sus mejores obras fueron publicadas después de su muerte.
Murió en Buenos Aires en el año 1917


Sus obras más importantes son:


Lamentaciones, publicada en La Plata en 1906;


Evangélicas, editada en Buenos Aires en 1915 ,y


Poesías aparecida en 1916 con el prólogo de Juan Más y Pí,.


Poesías Completas que publicó en 1917 en Montevideo.


Poesías Completas, publicadas en "Grandes Escritores Argentinos" ha sido la mejor de éstas recopilaciones.


Museo Almafuerte


En la ciudad de La Plata, capital de la provincia de Buenos Aires, Argentina se encuentra la casa que habitó y donde transcurrieron los últimos días de Pedro B. Palacios. Esta casa, que se halla situada en la avenida 66 N°530, es hoy un museo que sintetiza la vida y la obra de este artista. La creación de un museo en esta casona de principios de siglo pasado - declarada Monumento Histórico de la Ciudad, de la Provincia y de la Nación- es un justo homenaje al artista y promueve la consolidación como patrimonio público del lugar donde se plasmó su acción humanística y literaria. 


El museo fue dirigida, hasta 1945 por la Agrupación BASES presidida por el Sr. Francisco Timpone y un grupo de vecinos comprometidos con la historia y la obra de Almafuerte. A partir de 1945 la acción cultural del museo queda en manos de la comuna platense. En el Museo Almafuerte se exhiben manuscritos, fotografías, dibujos, libros, periódicos, escritos sobre su obra, muebles y otros objetos que formaron parte de la vida del poeta. Recorriendo las diferentes salas, el visitante va descubriendo la multefacética personalidad de Almafuerte, a partir de los muchos oficios que tuvo, al mismo tiempo, toma contacto con el contexto político, social e histórico que le tocó vivir. Una de las salas permite, además, asomarse a su mundo interior, a sus cosas más personales, muebles y objeto de uso cotidiano, como los anteojos con armazón de plata que lo acompañaron en su vejez.

Seguir Leyendo

Biografía de Publio Ovidio

0


Publio Ovidio Nasón (Sulmona, 20 de marzo de 43 a. C. – Tomis, actual Constanza, 17 d. C.), poeta romano. Famoso sobre todo por sus obras Arte de amar y Las metamorfosis, obra en verso en que recoge relatos mitológicos procedentes sobre todo del mundo griego y adoptados por la cultura latina de su época.


Publio Ovidio Nasón. Fue el último de los poetas latinos de la época de augusto. Ovidio canto a una tal Corina que posiblemente fue Julia, la hija de augusto. Fue eso lo que dio nombre y fama en el circulo de los poetas, entre ellos se encontraban Propercio, Baso y Horacio.


Ovidio se encontraba en el apogeo de su fama, cuando fue sorprendido por un edicto de Augusto que lo desterraba a tome. Mucho se ha especulado desde entonces, acerca de la verdadera razón de su destierro.
Ovidio nos habla de un “error”. Este error podría ser, según el critico Boisseir, el hecho que Ovidio se viera complicado en un escándalo de la familia imperial.


OBRAS:
- ARTE DE AMAR.
El poeta escribió esta obra a los 40 años y es la mas licenciosa de cuantas salieron de su pluma.
Augusto llamo a este poema Arte de cometer Adulterio.
Se compone de tres libros:


Libros primeros.
Libro segundo.
Libro tercero.


Esta obra fue terminantemente prohibida por Augusto.


- REMEDIOS DE AMOR.
En esta obra expresa como olvidar amores pasados, siglos mas tarde el peruano Mariano Melgar lo tradujo con el titulo de Arte de Olvidar.


- LAS HEROIDAS.
21 cartas en verso dirigidas por heroínas de mitología griega a sus amantes. Penélope a Ulises, Fedra a Hipólito, Dido a Eneas, etc.

Seguir Leyendo

Biografía de Martín Adán

0


Martín Adán es el seudónimo de Ramón Rafael de la Fuente Benavides (1908_1985).


OBRAS LITERARIAS:
Hacia 1930, Martín Adán inicia la escritura de uno de sus poemas mayores, Aloysius Acker.


El texto se ha publicado fragmentariamente y en mas de una ocasión fue destruido parcialmente por su autor, que lo retomo en otras ocasiones.


Como los textos conocidos hasta hora son de insólita belleza, se ha creado una leyenda en torno al poema que simboliza mas que otras paginas de la literatura peruana, la calidad de los fragmentos y la inferencia del autor a la difusión de una obra acabada.


Paralelamente Martín Adán, que había escrito unos poemas que llamó Underwood en su primer libro, inicia un largo tanteo poético con colecciones de versos como LA ROSA DE ESPINELA (1939) o SONTEOS A LA ROSA (1941).


En esos poemas el autor abandona las formas de vanguardia y tiene un acercamiento a los versos medidos que se convertirían en característicos de su obra posterior.


Travesía de extremarse (1950) es un libro de importancia crucial en la poesía de Martín Adán. Escrito en plena madurez de su autor tiene una abundancia de citas en distintos idiomas. Así el poeta nos presenta un listado de sus preferencias literarias.


En 1961, en un breve opúsculo titulado ESCRITO A CIEGAS, el poeta llega a una hermosa depuración del lenguaje, abandona los artificios, deja de usar términos rebuscados y llaga a una inesperada hondura.


En la mano desasida (1961), el poeta desata todas sus inhibiciones, deja de lado toda retórica, para preguntarse por el ser. El poeta anula su propio ser y anima el ser de Macchu Picchu. No es casual, que en la raíz de las más importantes obras de Martín Adán este el fenómeno de la separación o de la muerte.


De muchos modos desprendidos de los sueños y deseos comunes, Martín Adán tiene con casi todos los peruanos el vínculo del sufrimiento de una sociedad difícil,La diferencia esta en que el tiene la voz, la mas precisa voz.

Seguir Leyendo

miércoles, 4 de abril de 2012

Biografía de Javier Heraud Pérez

0


Nacio en miraflores, lima el 19 de enero de 1942 y falleció en Madre de Dios el 15 de mayo de 1963.


Destacado aedo miraflorino, en 1958 ingresa en el primer puesto a la Facultad de Letras de la Universidad Católica del Perú.


En 1960, es nombrado profesor de inglés en el Colegio Nacional “Nuestra Señora de Guadalupe”. Además obtiene, con César Calvo, el Primer Premio en el Concurso “El Poeta Joven el Perú”.


En 1961, es nombrado profesor de Literatura en la Gran Unidad Escolar “Melitón Carbajal”. El 20 de JuIio viaja a Moscú, invitado al Fórum mundial de la Juventud.


Permanece 15 días en Rusia, conoce Asia y pasa luego a París y a Madrid. Retorna a Lima el 20/10/.


En 1962, viaja becado a Cuba para seguir estudios de cinematografía.


En 1963, retorna al Perú como militante del Ejército de Liberación Nacional del Perú (en donde utilizó su seudónimo “Rodrigo Machado”) y muere abaleado en medio del río de Madre de Dios. (Puerto Maldonado). Le acusaban de haber sido autor de la muerte de uno de los guardias. So sabe ahora que no fue 61; el verdadero homicida fue liberado por indulto en 1970.


La muerte de Heraud significó para la poesía latinoamericana una pérdida irreparable, sus versos anunciaban un gran camino poético. Cuando sucedió su asesinato todos los escritores del Perú emitieron manifiestos de protesta y solidaridad. El mismo Pablo Neruda hizo llegar a Reynaldo Naranjo una misiva conmovedora lamentando la muerte de tan insigne poeta pese a su juventud.


Póstumamente, obtiene el Primer Premio de Poesía en los Juegos Florales convocados por la F. U. S. M. (Federación Universitaria de San Marcos), con su poemario “Estación reunida”.


Es considerado el más alto poeta de su Generación.


En sus versos, armoniosos y sutiles, transparenta su acentuada tendencia revolucionaria, es así que, sus obras sirven de modelo para la poesía revolucionaria. 


Son realmente, aparte de cualquier consideración extraliteraria, una de las manifestaciones más cabales de poesía en el Perú de estos años. 


Época: CONTEMPORÁNEA
Movimiento Literario: VANGUARDISMO
Generación Literario: GENERACIÓN DEL 60.
Género Literario: LÍRICO
Seudónimo: “RODRIGO MACHADO”




OBRAS: 
“EL Río” (1960) (En este poemario, Heraud es representado por el río, además presiente su muerte: “Yo nunca me río de la muerte, simplemente no me da miedo morir entre pájaros y árboles”).
“EL VIAJE” (1961)
“ESTACIÓN REUNIDA”
‘Poemas de la Tierra”
“Viajes imaginarios”
“Poesías completas y homenaje” (1973).







referencias
http://www.youtube.com/watch?v=yeje3QrnFGE&feature=related
http://balconinterior.blogspot.com/2010/08/el-poeta-nino.html
http://www.diarioinca.com/2012/03/biografia-de-javier-heraud-perez.html

Seguir Leyendo

domingo, 18 de marzo de 2012

Biografía de Henry J. Heinz

0


Henry John Heinz (11 de octubre de 1844 – 14 de mayo de 1919) fue un hombre de negocios estadounidense. Conocido por haber sido el primero que añadió a la salsa de origen chino denominada ketsiap la salsa de tomate y posteriormente comercializarla con el nombre de Kétchup, fue fundador de la empresa que lleva su nombre.


Henry John Heinz fue uno de los fabricantes de comestibles más exitosos del mundo y uno de los mejores vendedores. El germen del imperio de este aficionado a la jardinería, convertido en millonario, fueron las recetas de su madre. Con productos cotidianos como pepinillos, chucrut y su famoso ketchup cambió los hábitos alimenticios de los norteamericanos y del mundo. Por medio de entrevistas, reconstrucciones y una exhaustiva documentación, el programa muestra el ingenio del hombre que convirtió el ketchup en lo que es hoy día. Henry John Heinz tenía múltiples dones, superó enormes reveses y fundó una compañía que, a día de hoy, sigue siendo una de las marcas más importantes del mundo.


Henry J. Heinz era uno de los ocho hijos de John Henry Heinz y Anna Margaretha Heinz. Ambos padres habían emigrado de Kallstadt, Alemania y se instalaron en la sección de Birmingham de Pittsburgh, Pennsylvania, que hoy se conoce como el lado sur.


Cuando Henry tenía seis años, su familia se trasladó a varios kilómetros por el río Allegheny en la pequeña ciudad de Sharpsburg. Allí, a los seis años, el joven Henry (llamado Harry por su familia) comenzó a ayudar a su madre. Tenian un pequeño jardin en el patio trasero de la casa. A los ocho años Henry fue recorriendo el barrio con una cesta debajo de cada brazo para vender lo que producia en el jardin de su patio trasero. A la edad de nueve años fue creciendo, su negocio, envasaba y vendia su propia marca de salsa de rábano picante, basada en la receta de su madre. A los diez años se le dio un de porcentaje de hectárea (3.000 m²), en el ardín de su propia casa. Se compro una carretilla de mano para ofrecer sus verduras. A los doce años estaba trabajando en un area de 3 ½ acres (14.000 m²) de jardín con un caballo y un carro para la entrega. Tres veces a la semana iba a las tiendas comestibles de Pittsburgh para ofrecer sus productos. A los diecisiete años fue ya ganaba en total $ 2,400 al año, una buena suma para la época.


Henry J. Heinz asistió a escuelas públicas y a continuación a la Escuela de Negocios de Duff. Después de graduarse de la universidad, comenzó a trabajar con el negocio de su padre, la fabricación de ladrillos, con el tiempo se convirtio en socio de la firma. Durante ese tiempo continuó el cultivo y venta de productos frescos envasados.

Seguir Leyendo

sábado, 17 de diciembre de 2011

Biografía de Isaac Newton

0


Sir Isaac Newton nació en las primeras horas del 25 de diciembre de 1642 (4 de enero de 1643, según el calendario gregoriano), en la pequeña aldea de Woolsthorpe, en el Lincolnshire. fue un físico, filósofo, teólogo, inventor, alquimista y matemático inglés, autor de los Philosophiae naturalis principia mathematica, más conocidos como los Principia, donde describió la ley de gravitación universal y estableció las bases de la mecánica clásica mediante las leyes que llevan su nombre. Entre sus otros descubrimientos científicos destacan los trabajos sobre la naturaleza de la luz y la óptica (que se presentan principalmente en su obra Opticks) y el desarrollo del cálculo matemático.


Su padre, un pequeño terrateniente, acababa de fallecer a comienzos de octubre, tras haber contraído matrimonio en abril del mismo año con Hannah Ayscough, procedente de una familia en otro tiempo acomodada.


Cuando el pequeño Isaac acababa de cumplir tres años, su madre contrajo de nuevo matrimonio con el reverendo Barnabas Smith, rector de North Witham, lo que tuvo como consecuencia un hecho que influiría decisivamente en el desarrollo del carácter de Newton: Hannah se trasladó a la casa de su nuevo marido y su hijo quedó en Woolsthorpe al cuidado de su abuela materna.


Del odio que ello le hizo concebir a Newton contra su madre y el reverendo Smith da buena cuenta el que en una lista de «pecados» de los que se autoinculpó a los diecinueve años, el número trece fuera el haber deseado incendiarles su casa con ellos dentro. Cuando Newton contaba doce años, su madre, otra vez viuda, regresó a Woolsthorpe, trayendo consigo una sustanciosa herencia que le había legado su segundo marido (y de la que Newton se beneficiaría a la muerte de ella en 1679), además de tres hermanastros para Isaac, dos niñas y un niño.


La manzana de Newton


Un año más tarde Newton fue inscrito en la King's School de la cercana población de Grantham. Hay testimonios de que en los años que allí pasó alojado en la casa del farmacéutico, se desarrolló su poco usual habilidad mecánica, que ejercitó en la construcción de diversos mecanismos (el más citado es un reloj de agua) y juguetes (las famosas cometas, a cuya cola ataba linternas que por las noches asustaban a sus convecinos). También se produjo un importante cambio en su carácter: su inicial indiferencia por los estudios, surgida probablemente de la timidez y el retraimiento, se cambió en feroz espíritu competitivo que le llevó a ser el primero de la clase, a raíz de una pelea con un compañero de la que salió vencedor.


Fue un muchacho «sobrio, silencioso, meditativo», que prefirió construir utensilios, para que las niñas jugaran con sus muñecas, a compartir las diversiones de los demás muchachos, según el testimonio de una de sus compañeras femeninas infantiles, quien, cuando ya era una anciana, se atribuyó una relación sentimental adolescente con Newton, la única que se le conoce con una mujer.


Cumplidos los dieciséis años, su madre lo hizo regresar a casa para que empezara a ocuparse de los asuntos de la heredad. Sin embargo, el joven Isaac no se mostró en absoluto interesado por asumir sus responsabilidades como terrateniente; su madre, aconsejada por el maestro de Newton y por su propio hermano, accedió a que regresara a la escuela para preparar su ingreso en la universidad.


Éste se produjo en junio de 1661, cuando Newton fue admitido en el Trinity College de Cambridge, y se matriculó como fámulo, ganando su manutención a cambio de servicios domésticos, pese a que su situación económica no parece que lo exigiera así. Allí empezó a recibir una educación convencional en los principios de la filosofía aristotélica (por aquel entonces, los centros que destacaban en materia de estudios científicos se hallaban en Oxford y Londres), pero en 1663 se despertó su interés por las cuestiones relativas a la investigación experimental de la naturaleza, que estudió por su cuenta.


Fruto de esos esfuerzos independientes fueron sus primeras notas acerca de lo que luego sería su cálculo de fluxiones, estimuladas quizá por algunas de las clases del matemático y teólogo Isaac Barrow; sin embargo, Newton hubo de ser examinado por Barrow en 1664 al aspirar a una beca y no consiguió entonces inspirarle ninguna opinión especialmente favorable.


Al declararse en Londres la gran epidemia de peste de 1665, Cambridge cerró sus puertas y Newton regresó a Woolsthorpe. En marzo de 1666 se reincorporó al Trinity, que de nuevo interrumpió sus actividades en junio al reaparecer la peste, y no reemprendió definitivamente sus estudios hasta abril de 1667. En una carta póstuma, el propio Newton describió los años de 1665 y 1666 como su «época más fecunda de invención», durante la cual «pensaba en las matemáticas y en la filosofía mucho más que en ningún otro tiempo desde entonces».


El método de fluxiones, la teoría de los colores y las primeras ideas sobre la atracción gravitatoria, relacionadas con la permanencia de la Luna en su órbita en torno a la Tierra, fueron los logros que Newton mencionó como fechados en esos años, y él mismo se encargó de propagar, también hacia el final de su vida, la anécdota que relaciona sus primeros pensamientos sobre la ley de la gravedad con la observación casual de una manzana cayendo de alguno de los frutales de su jardín (Voltaire fue el encargado de propagar en letra impresa la historia, que conocía por la sobrina de Newton).


La óptica


A su regreso definitivo a Cambridge, Newton fue elegido miembro becario del Trinity College en octubre de 1667, y dos años más tarde sucedió a Barrow en su cátedra. Durante sus primeros años de docencia no parece que las actividades lectivas supusieran ninguna carga para él, ya que tanto la complejidad del tema como el sistema docente tutorial favorecían el absentismo a las clases. Por esa época, Newton redactó sus primeras exposiciones sistemáticas del cálculo infinitesimal que no se publicaron hasta más tarde. En 1664 o 1665 había hallado la famosa fórmula para el desarrollo de la potencia de un binomio con un exponente cualquiera, entero o fraccionario, aunque no dio noticia escrita del descubrimiento hasta 1676, en dos cartas dirigidas a Henry Oldenburg, secretario de la Royal Society; el teorema lo publicó por vez primera en 1685 John Wallis, el más importante de los matemáticos ingleses inmediatamente anteriores a Newton, reconociendo debidamente la prioridad de este último en el hallazgo.


El procedimiento seguido por Newton para establecer la fórmula binomial tuvo la virtud de hacerle ver el interés de las series infinitas para el cálculo infinitesimal, legitimando así la intervención de los procesos infinitos en los razonamientos matemáticos y poniendo fin al rechazo tradicional de los mismos impuesto por la matemática griega. La primera exposición sustancial de su método de análisis matemático por medio de series infinitas la escribió Newton en 1669; Barrow conoció e hizo conocer el texto, y Newton recibió presiones encaminadas a que permitiera su publicación, pese a lo cual (o quizá precisamente por ello) el escrito no llegó a imprimirse hasta 1711.


Tampoco en las aulas divulgó Newton sus resultados matemáticos, que parece haber considerado más como una herramienta para el estudio de la naturaleza que como un tema merecedor de atención en sí; el capítulo de la ciencia que eligió tratar en sus clases fue la óptica, a la que venía dedicando su atención desde que en 1666 tuviera la idea que hubo de llevarle a su descubrimiento de la naturaleza compuesta de la luz. En febrero de 1672 presentó a la Royal Society su primera comunicación sobre el tema, pocos días después de que dicha sociedad lo hubiera elegido como uno de sus miembros en reconocimiento de su construcción de un telescopio reflector. La comunicación de Newton aportaba la indiscutible evidencia experimental de que la luz blanca era una mezcla de rayos de diferentes colores, caracterizado cada uno por su distinta refrangibilidad al atravesar un prisma óptico.


Newton consideró, con justicia, que su descubrimiento era «el más singular, cuando no el más importante, de los que se han hecho hasta ahora relativos al funcionamiento de la naturaleza». Pero sus consecuencias inmediatas fueron las de marcar el inicio de cuatro años durante los que, como él mismo le escribió a Leibniz en diciembre de 1675, «me vi tan acosado por las discusiones suscitadas a raíz de la publicación de mi teoría sobre la luz, que maldije mi imprudencia por apartarme de las considerables ventajas de mi silencio para correr tras una sombra».


El contraste entre la obstinación con que Newton defendió su primacía intelectual allí donde correspondía que le fuese reconocida (admitiendo sólo a regañadientes que otros pudieran habérsele anticipado) y su retraimiento innato que siempre le hizo ver con desconfianza la posibilidad de haberse de mezclar con el común de los mortales, es uno de los rasgos de su biografía que mejor parecen justificar la caracterización de su temperamento como neurótico; un diagnóstico que la existencia de sus traumas infantiles no ha hecho más que abonar, y que ha encontrado su confirmación en otras componentes de su personalidad como la hipocondría o la misoginia.


Los Principia


El primero en oponerse a las ideas de Newton en materia de óptica fue Robert Hooke, a quien la Royal Society encargó que informara acerca de la teoría presentada por aquél. Hooke defendía una concepción ondulatoria de la luz, frente a las ideas de Newton, precisadas en una nueva comunicación de 1675 que hacían de la luz un fenómeno resultante de la emisión de corpúsculos luminosos por parte de determinados cuerpos. La acritud de la polémica determinó que Newton renunciara a publicar un tratado que contuviera los resultados de sus investigaciones hasta después de la muerte de Hooke y, en efecto, su Opticks no se publicó hasta 1704. Por entonces, la obra máxima de Newton había ya visto la luz.


En 1676 Newton renunció a proseguir la polémica acerca de su teoría de los colores y por unos años, se refugió de nuevo en la intimidad de sus trabajos sobre el cálculo diferencial y en su interés (no por privado, menos intenso) por dos temas aparentemente alejados del mundo sobrio de sus investigaciones sobre la naturaleza: la alquimia y los estudios bíblicos. La afición de Newton por la alquimia (John Maynard Keynes lo llamó «el último de los magos») estaba en sintonía con su empeño por trascender el mecanicismo de observancia estrictamente cartesiana que todo lo reducía a materia y movimiento y llegar a establecer la presencia efectiva de lo espiritual en las operaciones de la naturaleza.


Newton no concebía el cosmos como la creación de un Dios que se había limitado a legislarlo para luego ausentarse de él, sino como el ámbito donde la voluntad divina habitaba y se hacía presente, imbuyendo en los átomos que integraban el mundo un espíritu que era el mismo para todas las cosas y que hacía posible pensar en la existencia de un único principio general de orden cósmico. Y esa búsqueda de la unidad en la naturaleza por parte de Newton fue paralela a su persecución de la verdad originaria a través de las Sagradas Escrituras, persecución que hizo de él un convencido antitrinitario y que seguramente influyó en sus esfuerzos hasta conseguir la dispensa real de la obligación de recibir las órdenes sagradas para mantener su posición en el Trinity College.


En 1679 Newton se ausentó de Cambridge durante varios meses con motivo de la muerte de su madre, y a su regreso en el mes de noviembre, recibió una carta de Hooke, por entonces secretario de la Royal Society, en la que éste trataba de que Newton restableciera su contacto con la institución y le sugería la posibilidad de hacerlo comentando las teorías del propio Hooke acerca del movimiento de los planetas. Como resultado, Newton reemprendió una correspondencia sobre el tema que, con el tiempo, habría de desembocar en reclamaciones de prioridad para Hooke en la formulación de la ley de la atracción gravitatoria; por el momento, su efecto fue el de devolverle a Newton su interés por la dinámica y hacerle ver que la trayectoria seguida por un cuerpo que se moviera bajo el efecto de una fuerza inversamente proporcional al cuadrado de las distancias, tendría forma elíptica (y no sería una espiral, como él creyó en principio, dando pie a ser corregido por Hooke).


Cuando cinco años más tarde Edmond Halley, quien por entonces había ya observado el cometa que luego llevó su nombre, visitó a Newton en Cambridge y le preguntó cuál sería la órbita de un planeta si la gravedad disminuyese con el cuadrado de la distancia, su respuesta fue inmediata: una elipse. Maravillado por la rapidez con que Newton consideraba resuelto un asunto en cuyo esclarecimiento andaban compitiendo desde hacía varios meses Hooke y el propio Halley, éste inquirió cómo podía conocer Newton la forma de la curva y obtuvo una contestación tajante: «La he calculado». La distancia que iba entre el atisbo de una verdad y su demostración por el cálculo marcaba la diferencia fundamental entre Hooke y Newton, a la par que iluminaba sobre el sentido que este último daría a su insistente afirmación de «no fingir hipótesis».


Sin embargo, en aquel día del verano de 1684 Newton no pudo encontrar sus cálculos para mostrárselos a Halley, y éste tuvo que conformarse con la promesa de que le serían enviados una vez rehechos. La reconstrucción, empero, chocó con un obstáculo: demostrar que la fuerza de atracción entre dos esferas es igual a la que existiría si las masas de cada una de ellas estuviesen concentradas en los centros respectivos. Newton resolvió ese problema en febrero de 1685, tras comprobar la validez de su ley de la atracción gravitatoria mediante su aplicación al caso de la Luna; la idea, nacida veinte años antes, quedó confirmada entonces merced a la medición precisa del radio de la Tierra realizada por el astrónomo francés Jean Picard.


El camino quedaba abierto para reunir todos los resultados en un tratado sobre la ciencia del movimiento: los Philosophiae naturalis principia mathematica (Los principios matemáticos de la filosofía natural). La intervención de Halley en la publicación de la obra no se limitó a la de haber sabido convencer a su autor de consentir en ella, algo ya muy meritorio tratándose de Newton; Halley supo capear el temporal de la polémica con Hooke, se encargó de que el manuscrito fuese presentado en abril de 1686 ante la Royal Society y de que ésta asumiera su edición, para acabar corriendo personalmente con los gastos de la impresión, terminada en julio de 1687.


De Cambridge a Londres


Los Principia contenían la primera exposición impresa del cálculo infinitesimal creado por Newton, aunque éste prefirió que, en general, la obra presentara los fundamentos de la física y la astronomía formulados en el lenguaje sintético de la geometría. Newton no fue el primero en servirse de aquel tipo de cálculo; de hecho, la primera edición de su obra contenía el reconocimiento de que Leibniz estaba en posesión de un método análogo. Sin embargo, la disputa de prioridades en que se enzarzaron los partidarios de uno y otro determinó que Newton suprimiera la referencia a Leibniz en la tercera edición de 1726. El detonante de la polémica (orquestada por el propio Newton entre bastidores) lo constituyó la insinuación de que Leibniz podía haber cometido plagio, expresada en 1699 por Nicolas Fatio de Duillier, un matemático suizo admirador de Newton, con el que mantuvo una íntima amistad de 1689 a 1693.


Ese año Newton atravesó por una crisis paranoica de la que se ha tratado de dar diversas explicaciones, entre las que no ha faltado, desde luego, la consistente en atribuirla a la ruptura de su relación con el joven Fatio, relación que, por otra parte, no parece que llevara a Newton a traspasar las férreas barreras de su código moral puritano. Los contemporáneos de Newton popularizaron la improbable explicación de su trastorno como consecuencia de que algunos de sus manuscritos resultaran destruidos en un incendio; más recientemente se ha hablado de una lenta y progresiva intoxicación derivada de sus experimentos alquímicos con mercurio y plomo. Por fin, no pueden olvidarse como causa plausible de la depresión las dificultades que Newton encontró para conseguir un reconocimiento público más allá del estricto ámbito de la ciencia, reconocimiento que su soberbia exigía y cuya ausencia no podía interpretar sino como resultado de una conspiración de la historia.


Pese a la dificultad de su lectura, los Principia le habían hecho famoso en la comunidad científica y Newton había formado parte en 1687 de la comisión que la Universidad de Cambridge envió a Londres para oponerse a las medidas de catolización del rey Jacobo II. Aunque quizá su intervención se debió más a su condición de laico que a su fama, ello le valió ser elegido por la universidad como representante suyo en el parlamento formado como consecuencia del desembarco de Guillermo de Orange y el exilio de Jacobo II a finales de 1688.


Su actividad parlamentaria, que duró hasta febrero de 1690, se desarrolló en estrecha colaboración con Charles Montagu, más tarde lord Halifax, a quien había conocido pocos años antes como alumno en Cambridge y que fue el encargado de dar cumplimiento a los deseos de Newton de cambiar su retiro académico en Cambridge por la vida pública en Londres. Montagu fue nombrado canciller de la hacienda real en abril de 1694; cuando su ley de reacuñación fue aprobada en 1695, le otorgó a Newton el cargo de inspector de la Casa de la Moneda, siendo ascendido al de director en 1699. Lord Halifax acabó por convertirse en el amante de la sobrina de Newton, aunque los cargos obtenidos por éste, pese a las acusaciones lanzadas por Voltaire, no tuvieron que ver con el asunto.


A fines de 1701 Newton fue elegido de nuevo miembro del parlamento como representante de su universidad, pero poco después renunció definitivamente a su cátedra y a su condición de fellow del Trinity College, confirmando así un alejamiento de la actividad científica que se remontaba, de hecho, a su llegada a Londres. En 1703, tras la muerte de Hooke y una vez que el final de la reacuñación había devuelto la tranquilidad de una sinecura a la dirección de la Casa de la Moneda, Newton fue elegido presidente de la Royal Society, cargo que conservó hasta su muerte. En 1705 se le otorgó el título de sir. Pese a su hipocondría, alimentada desde la infancia por su condición de niño prematuro, Newton gozó de buena salud hasta los últimos años de su vida; a principios de 1722 una afección renal lo tuvo seriamente enfermo durante varios meses y en 1724 se produjo un nuevo cólico nefrítico. En los primeros días de marzo de 1727 el alojamiento de otro cálculo en la vejiga marcó el comienzo de su agonía: Newton murió en la madrugada del 20 de marzo, tras haberse negado a recibir los auxilios finales de la Iglesia, consecuente con su aborrecimiento del dogma de la Trinidad.










Referencias
http://es.wikipedia.org/wiki/Isaac_Newton
http://www.youtube.com/watch?v=hfdXc5G-6bo
http://www.biografiasyvidas.com/monografia/newton/
http://www.generacion.net/la-verdad-sobre-el-manzano-de-newton
http://lhtrans.blogspot.com/2011/03/es-inevitable-cuando-se-habla-de-isaac.html
http://www.sinmiedo.es/2007/06/20/isaac-newton-auguraba-el-fin-del-mundo-para-el-2060/

Seguir Leyendo

domingo, 6 de noviembre de 2011

Biografía de Luis Banchero Rossi

0


Luis Banchero Rossi (* Tacna, Perú, 11 de octubre de 1929 - Chaclacayo-Lima, 1 de enero de 1972) fue un importante productor y exportador de harina y aceite de pescado peruano y uno de los principales impulsadores de la industria pesquera en su país.


Luis Banchero Rossi fue en los años 60s 70s uno de los hombres más poderosos del Perú. Fue una especie de self made man, empezo como comerciante ambulante de jabones y aceites para las embarcaciones pesqueras de la costa peruana(llego a vender tantos jabones caseros que convirtio la casa de su tía en una pequeña fabrica de jabones). El potencial pesquero de Perú en esos tiempos era reconocido mundialmente, y este empresario fue adquiriendo poco a poco una flota de embarcaciones, luego varias más, fábricas de derivados, hasta convertirse en un verdadero magnate de la pesca y llevar al Perú a ser el Primer productor y exportador de harina de pescado en el mundo. En 1968, tras el golpe de Estado del general Juan Velasco Alvarado, se nacionalizaron las empresas, pero Banchero Rossi permaneció en el país haciéndose cargo de sus distintos negocios. Su inmensa fortuna le permitía vivir comodamente en el hotel más caro del Perú por entonces, el hotel Crillón. Ahí tenía rentado dos pisos, en los que vivía alternando con una mansión en las afueras de la ciudad. Fue en esta enorme casa de Los Cóndores en Chaclacayo donde vivió las últimas y nefastas horas de su vida.


Fue amigo personal de grandes empresarios y millonarios extranjeros como el magnate griego-argentino Aristóteles Onassis a quien había regalado una gallina de macizos huevos de oro, con ocasión de su boda con la no menos célebre Jackie, viuda del presidente Kennedy.


Nació en Tacna el 11 de octubre de 1929, en una familia italiana de escasos recursos. Terminó sus estudios en el Colegio Nacional Bolognesi de Tacna y se graduó como ingeniero químico en la Universidad Nacional de Trujillo.
Comenzó su fortuna como vendedor de infinidad de productos; vinos de la pequeña vinatería paterna, medias, discos, autos, tractores, cargamentos de piña de Trujillo hacia Tacna su ciudad natal (al sur de Lima). Luego vendió alcohol y aceite para motores, fue así como conoció Chimbote cuando aún no era la zona industrial que él con su esfuerzo forjó.


En una entrevista dijo que empezó su fortuna ganando 1000 soles (moneda peruana) mensuales vendiendo: azúcar, alcóhol y melaza. Luego fue administrador y después financista.
En 1955, con las utilidades de sus negocios, compró su primera fábrica envasadora de pescados, la llamó FLORIDA , ya contaba con 100.000 mil soles.
Después adquirió barcos para pescar por su cuenta y así aminorar costes. Creció de forma geométrica; adquirió fábricas de harina y aceite de pescado que estaban en quiebra y construyó otras. Poseía 10 inmensos complejos pesqueros, llegó a tener más de 320 barcos de todo tamaño y propósito (superando las 50 toneladas métricas por barco) para llenar las bodegas de sus fábricas de materias primas.
Cerca de ellas, construyó casas para sus trabajadores y escuelas para sus hijos. Luego, postas médicas para los lugares donde se extendió su imperio pesquero. Fue el peruano que más fuentes de trabajo creó.


En 1968, fue nombrado presidente de la Sociedad Nacional de Pesquería. Fue entonces cuando promocionó la investigación científica del océano y donó equipos para incentivar los hábitos alimenticios de consumo de pescado en la población.
Los ingresos brutos de sus industrias en 1970 bordeaban los $ 60.000.000 (sesenta millones) de dólares al año, intereses sólo pesqueros.
Otras actividades: Astilleros PICSA (El Callao y Chimbote), pesca, minas, aviación, futbol (Defensor Lima), periódicos (Correo, Ojo; publicándose la primera en varias provincias del Perú) entre otras industrias.


El 1 de enero de 1972 fue ultimado a golpes con una estatuilla en su residencia campestre de Chaclacayo. La crueldad del asesinato propició una serie de especulaciones. Hasta el nazi Klaus Altmann/Klaus Barbie fue mencionado como posible responsable del asesinato. Los acusados fueron su secretaria, María Eugenia Sessarego, y Juan Vilca Carranza, hijo del jardinero de su mansión. En Lima se inició un largo y sonado juicio que, no obstante los voluminosos expedientes de las diligencias practicadas, no dejó nada en claro, quedando así impune un demencial asesinato que conmovió a la sociedad peruana entera.


Lo cierto es que después de su desaparición, el régimen del General Golpista Juan Velasco Alvarado expropió toda la industria pesquera (se creó Pesca-Perú), con los resultados ya conocidos por todos los peruanos.




referencias
http://www.youtube.com/watch?v=8NB5jLFnhxI
http://es.wikipedia.org/wiki/Luis_Banchero_Rossi
http://blog.pucp.edu.pe/item/93561/quien-mato-a-luis-banchero-rossi-i
http://e-huacho.blogspot.com/2010/01/38-anos-de-la-muerte-de-luis-banchero.html
http://www.elpais.com/articulo/Pantallas/caso/Banchero/elpepirtv/19850823elpepirtv_5/Tes
http://blog.pucp.edu.pe/item/40494/el-asesinato-de-luis-banchero-rossi-1-de-enero-de-1972
http://wwwunmundoperfecto.blogspot.com/2010/04/quien-mato-en-luis-banchero-rossi-parte.html

Seguir Leyendo

viernes, 28 de octubre de 2011

Biografía de Juan del Valle y Caviedes

0



Juan del Valle y Caviedes (Porcuna (Jaén), 11 de abril de 1645 - Lima, 1697), conocido como «El poeta de la Ribera» fue un poeta y dramaturgo nacido en España que vivió casi toda su vida en el Perú, y la excepción literaria de la literatura peruana del siglo XVII, junto a otros como el Inca Garcilaso de la Vega o Juan de Espinoza Medrano.


Su expresión sencilla y directa, así como la índole de sus temas, lo definen como un poeta popular: alejado del gongorismo, por ser ajeno a la erudición y los cultos artificios que tal escuela frecuentara; y definitivamente orientado hacia el conceptismo, en cuanto emplea a la razón como elemento básico de su estilo.


Nació en Villa de Porcuna (Andalucía); pero muy niño fue traído a estas tierras y, por ende, formo en el Perú formo su concepto del mundo.


Su padre, dedicado a los azares y trasiegos del comercio, descuido educarlo; y llegaron años en los cuales se desbordo su inquietud, placeres y livianos amoríos consumieron quizá sus años mozos y fue necesario enviarlo a España para condicionar la moderación de su conducta.


Ya al cabo de tres años recibió, allí, la noticia de la muerte de su progenitor. Regreso, para hacerse de las riendas de los negocios familiares, y en las alturas de Huarochirí anduvo entonces aplicado a tentar fortuna en la minería. Contrajo matrimonio (1671), con su joven colegiala a quien profeso sincero afecto; pero nada altero sus desordenadas costumbres.


Arruinado al fin, y enfermo, obtuvo un tenducho o “cajón” en la Ribera de palacio. Enviudo, y parece que el sentimiento troco el ritmo de su vida pues, dominado por recóndita amargado, empezó a mirar como extrañas y lejanas las cosas del contorno.


Fue desde entonces un espectador situado fuera de la escena y por eso capaz de apreciar la farsa escondida tras de su apariencia, pero también fue el actor ignorada menté corrido por su laceria.


Para desahogarse compuso versos punzantes o temblorosos, tan sencillos y plenos como “frutos silvestres de árbol de inculta montaña “. Y oscurecida la mente durante sus últimos años, desapareció calladamente.
En romances, decimas y cuarteles, del Valle y Cabiedes escribió numerosas sátiras, que infructuosamente dispuso para la estampa, en un volumen cuyo título es por si solo una revelación de vivacidad y picardía, agudeza y originalidad: Diente del parnaso. 


En gran parte está dedicado a luchar contra los medios, cuyas artes fueron ineficaces para aliviar al poeta de los dolores ocasionados por un mal indefinido; pero no faltan mordientes burlas dirigidas como las costumbres de su tiempo, contra los tipos sociales que los representaron, o contra las veleidades del amor.

Seguir Leyendo

 
Design by ThemeShift | Bloggerized by Lasantha - Free Blogger Templates